Sociedad • Defensoria del Pueblo

La Justicia al alcance de los más humildes

En qué consiste el Programa de Acceso a la Justicia de Grupos Vulnerables, orientado a que los habitantes de los barrios más pobres puedan acceder a los derecho que les garantiza la Constitución Nacional.

Francesco Antonietti @francescoantt // Viernes 30 de noviembre de 2018 | 00:00

Resaltar resumen
      
Enviar a un compañero/a
   
Imprimir
nota
   
Agrandar
Texto
   
Reducir
Texto
El Defensor del Pueblo porteño, Alejandro Amor, en la sede de la Villa 31. (Foto: Defensoría del Pueblo)

La Defensoría del Pueblo de la Ciudad de Buenos Aires es un organismo constitucional de defensa y promoción de los derechos, que cuenta autonomía y autarquía financiera. Allí se constituyó hace dos años el Consejo de Vigilancia, Protección y Promoción de Derechos Humanos y, poco después, el 30 de octubre de 2016, se puso en marcha el Programa de Acceso a la Justicia de Grupos Vulnerables, que brinda asesoramiento y patrocinio jurídico gratuito en lugares carenciados.

 

La primera sede del Programa nació en la secretaría de la parroquia Madres del Pueblo de la Villa 1-11-14, y cuenta  con un muy buen vinculo con el obispo auxiliar de la Ciudad, el padre Gustavo Carrara, y también con los llamados "curas villeros ". Allí se dio la primera oportunidad de empezar, dado a que se trata de uno de los barrios carenciados más postergados de Buenos Aires, con elevados niveles de violencia y falta de inversión del Estado.

 

 Mapa con las direcciones donde se pueden realizar consultas.

 

Adrián Abraham es un abogado que trabaja en el Consejo de Derechos Humanos de la Defensoría. Participa en el Programa de Acceso a la Justicia de Grupos Vulnerables y en otro programa de violencia de género destinado al mismo grupo, enfocado en la víctima. Es parte de un grupo de letrados que se distribuyen las tareas, se ocupa de ir al barrio y recibir consultas, de persona a persona. "Hemos ido evolucionando. Antes íbamos con lápiz y papel, ahora levamos un par de notebooks que aceleran el trabajo", comenta.

 

En la 1-11-14 atienden en la secretaria de parroquia todos los jueves al mediodía. "Al principio no fue fácil, pero a medida que nos empezamos a hacer conocidos, a partir de la tercera vez que fuimos, el boca a boca generó que cada vez que vamos tengamos entre 8 y 12 consultas nuevas, más las personas con la estamos con trámites ya iniciados", explica Abraham.

 

En el equipo que asiste en la 1-11-14 trabajan con entre 35 y 40 personas. El Programa trata sobre todo temas que incluyen familias, alimentos, divorcios, impedimento de contacto y filiaciones. Atendieron más de 700 casos en ese barrio y más de 100 en la villa 31. "Sentimos que somos un recurso finito para una demanda infinita, hay mucho que laburar", concluye Abraham.


 Adrián Abraham, abogado que asiste a grupos vulnerables.

 

Estadísticas y desafíos

La distribución de consultantes durante el período que abarcó julio, agosto y septiembre se reparte, según el género, en un 88% de mujeres y 12 % varones. De las personas recibidas en ese período en el consultorio jurídico, un 49% manifestaron encontrarse desempleados, un 37% dijo poseer un trabajo informal y sólo un 14% refirió tener trabajo formal.

 

Los entrevistados fueron en su mayoría de nacionalidad boliviana (76) y argentina (53). En menor cantidad de nacionalidad paraguaya (18), peruana (18), colombiana (2); brasilera (2) y chilena (1).

 

Entre las personas atendidas, el 52.3% responde a la franja etaria que está entre los 26 y los 40 años. Le siguen, con un 25.8% la que se encuentra entre los 41 a 55 años, con un 15.2% la franja entre los 18 a 25 años y por último, con un 5.8%, de 56 o más.

 

Un 40.5% de los que concurrieron al consultorio jurídico refirió haber alcanzado el nivel secundario incompleto; por su parte, un 28.8%, expresó contar con un nivel secundario completo, un 15.2% con nivel primario completo y un 7.6% con nivel primario incompleto. Una minoría (casi un 3%) manifestó contar con nivel terciario incompleto o en curso, un 2.3% con nivel terciario completo y, por último, sólo un 1% con nivel universitario.

 

La Villa 1-11-14, el barrio que vio nacer al Programa de Acceso a la Justicia de Grupos Vulnerables

 

Según el análisis del Consejo de Derechos Humanos, "uno de los desafíos del mundo actual en materia de derechos humanos es el acceso a la Justicia de grupos más vulnerados. Y uno de los principales obstáculos para dicho acceso es el costo de la representación y el asesoramiento jurídicos".

 

Es por eso la gran importancia que tienen los programas de patrocinio jurídico gratuito. Se trata de un componente fundamental para mejorar el acceso a la justicia y acrecentar el empoderamiento de las personas y/o grupos más carenciados, para que obtengan los recursos y herramientas necesarios para ejercer sus derechos.

Enviando...
Comentarios
No se encontraron comentarios.

Facebook

Twitter