Política • DESACUERDOS

La grieta entre Madres y Abuelas

Durante las últimas cuatro décadas, la lucha por los derechos humanos ha generado diferencias irreconciliables entre sus principales referentes. En esta nota, la opinión de algunas Madres sobre la polémica que se suscitó este año entre la titular de la Asociación Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini, y la presidenta de Abuelas, Estela de Carlotto.

Catalina Salvadó // Miércoles 26 de abril de 2017 | 11:37

Resaltar resumen
      
Enviar a un compañero/a
   
Imprimir
nota
   
Agrandar
Texto
   
Reducir
Texto
De izquierda a derecha. Nair Amuedo, Evel De Pettrini, Nora Cortiñas, Vera Jarach y Carmen Lapacó. 

El conflicto que se produjo recientemente entre la Asociación Madres de Plaza de Mayo y Abuelas de Plaza de Mayo generó mucho malestar en las integrantes de ambas organizaciones y vino a sumar desacuerdos a los que, en 1986. desencadenaron la separación de las Madres en dos entidades: la Asociación, que preside Hebe de Bonafini, y Línea Fundadora, cuya titular es hoy Nora Cortiñas

 

Respecto de aquel primer conflicto, ocurrido de hace casi tres décadas, centrado en aceptar o no la reparación económica que o el gobierno de Raúl Alfonsín ofreció a las familias de desaparecidos, Vera Jarach declaró a Publicable: "Nosotras queríamos los huesos y Hebe quería la vida. Fue triste que las Madres nos dividiéramos, pero es la historia real. Yo digo que la historia lo dirá, pero nosotras fuimos muy maltratadas por Hebe”,

 

El desacuerdo más reciente fue alimentado por el consecuente apoyo de Bonafini a la designación de César Milani como como comandante en jefe del Ejército, durante el último gobierno de Cristina Kirchner, y agravado por sus declaraciones sobre la titular de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, a quien en marzo último Bonafini acusó de "traidora" por haber firmado un acuerdo con la gobernadora de la provincia de Buenos Aires, María Eugenia Vdal, del PRO, para facilitar la restitución de los nietos desaparecidos.

 

Ante esta polémica, mientras alguna Madres reconocen estar incomodas, otras celebran haberse podido separar de Bonafini, a quien Carmen Lapacó, de Línea Fundadora, describió como “mandona” y “una persona difícil para trabajar”. “Nora Cortiñas no se fue con Hebe porque se dio cuenta de que, si se iba de nuestro lado, iba a perder protagonismo, porque Hebe ocupa todo, dijo Lapacó

 

Por su parte, Nair Amuedo, también de Línea Fundadora, consideró que “(Hebe) es una señora irrespetuosa que nunca hizo un juicio, que nunca buscó un niño. Para mi deja bastante que desear”, si bien agrega que, en su opinión, todas las Madres y Abuelas de Plaza de Mayo merecen el mayor de los respetos.

 

Están también las Madres que apoyan a Bonafini, como Evel de Petrini, quien declaró: “Ella es la persona más clara y pura, yo la admiro enormemente y la respeto, la quiero muchísimo, no creo que existan personas más integras que ella, y si ella lo dice por algo es, jamás acusa sin saber. También agregó que hay actitudes peores que las palabras “mierda” o “hijo de puta” -habituales en el léxico de la verborrágica titular de la Asociación-, como "hacerse amigo de un gobierno que viola los derechos humanos" y "olvidarse de los principios de su lucha".

 

Después del discurso de Bonafini en Plaza de Mayo, durante el último Día de la Memoria, tanto Nora Cortiñas, como Evel de Petrini, dieron su opinión; mientras la primera dijo: “Con lo que dijo Hebe no estamos de acuerdo, no nos representa en nada”; la segunda aseguró estar de acuerdo con la postura de Bonafini, quien según su parecer habla “sin pelos en la lengua” y aseguró: "Estamos protegidas con esta jefa”.

 

Producción: C. Salvadó, L. Trotta, M. Pacheco, L. Alcázar, A. Ramírez, S. Testiino y R. Socolsky.

Enviando...
Comentarios
No se encontraron comentarios.

Facebook

Twitter