Fútbol • Copa Sudamericana

Los Santos no tienen martes 13

En un partidazo vibrante, el equipo de Diego Aguirre derrotó por 4-1 (4-3 global) a Banfield con goles de Caruzzo, Blandi -2- y Cauteruccio -de chilena-. Sobre el final, Torrico le contuvo un penal a Silva que le hubiera dado la clasificación al Taladro. En octavos se medirá con Deportivo La Guaira, de Venezuela. 

Leonel Blasco @LeoBlascoOk // Miércoles 14 de septiembre de 2016 | 14:13

Resaltar resumen
      
Enviar a un compañero/a
   
Imprimir
nota
   
Agrandar
Texto
   
Reducir
Texto
Nicolás Blandi volvió a ser vital para darle la victoria al Ciclón. (Foto: Télam)

El Pedro Bidegaín fue un remolino de estados de ánimo. San Lorenzo arrancó como un remolino arrollador y terminó envuelto en un remolino de nervios. Gozó, sufrió y terminó ganándole 4-1 a Banfield (4-3 en el global) para avanzar a los octavos de final de la Copa Sudamericana, donde se medirá con Deportivo La Guaira.

 

A los cuatro minutos, el equipo del uruguayo Diego Aguirre iba a encontrar el primer gol de la noche, tras un córner desde la derecha que Caruzzo impactó con un gran cabezazo para mandarla al fondo de la red. Dos minutos después, tras una gran jugada colectiva, iba a llegar el gol de Blandi para un Ciclón que, así, empataba la serie tras el 0-2 en la ida. Y a los 10, el Santo daba vuelta la llave luego de un error garrafal del arquero Navarro tras un córner, dejando la pelota boyando en el área para que Blandi nuevamente la empujara al gol.

 

Todo era alegría en el Nuevo Gasómetro. 

 

Hasta que apareció el descuento del Taladro por intermedio de Alexis Soto, que metía en la siguiente instancia a los dirigidos por Julio César Falcioni. Sin embargo, enseguida llegaría Cauteruccio para ensayar una gran pirueta y, de chilena, tras un muy buen pase de Ortigoza, poner la historia 4-1.

 

Sobre el final, cuando tan sólo quedaban dos minutos para culminar el encuentro, Más iba a cometer una infracción absurda dentro del área, que el brasileño Wilton Sampaio sancionó sin dudar. Si Silva lo metía, pasaba Banfield. Pero nuevamente, como en las dificíles, se agigantó la figura de Torrico y el arquero de San Lorenzo se puso el traje de héroe para atajarle el penal al uruguayo.

 

De esta manera, el Ciclón sacó adelante un partido muy complicado y se metió en los octavos de final de la Copa Sudamericana de manera agónica, para darle un poco más de tranquilidad al cuerpo técnico de Aguirre y pensar en el clásico frente a Vélez, el fin de semana.

 

EL RESUMEN DEL PARTIDO 

 

 

 

 

Enviando...
Comentarios
No se encontraron comentarios.

Facebook

Twitter