Cultura • 43° Feria del Libro

Alimentarse bien volvió a ser una prioridad

La cultura alimenticia healthy traspasó las redes sociales y es tendencia en los manuales de papel.  

M. Isasti Micale, A. Preto e I. Holik // Lunes 15 de mayo de 2017 | 19:52

Resaltar resumen
      
Enviar a un compañero/a
   
Imprimir
nota
   
Agrandar
Texto
   
Reducir
Texto
Rocío Engstfeld, autora del libro "Eat Clean".

“Las nuevas generaciones, acostumbradas a la comida rápida y barata de supermercado, sintieron la necesidad de volver a comer bien”, afirmó Tomás Linch, periodista especializado en gastronomía. En esta línea, nuevos autores proponen estrategias para transformar los alimentos sanos en platos visualmente atractivos y reprogramar la mente a la hora de sentarse a comer.

 

Sin embargo, la pasión por comer bien llegó más allá, a pesar de que un clásico como "Receta de Bodegones", de Pietro Sorba, está en el ranking de los libros más vendidos del país. Un clásico así compite mano a mano, entre otros títulos, con el best seller "Malcomidos", de Soledad Barruti, que cuestiona los alimentos procesados industrialmente, y promueve un tipo de alimentación alternativa y consiente.

 

Rocío Engstfeld, autora del libro "Eat Clean", presentó su ópera prima la semana pasada en la 43º edición de la Feria del Libro de Buenos Aires, en la que afirmó: “Intenté dar un montón de opciones saludables, fáciles y rápidas para gente que no tiene tiempo de cocinar”.

 

La joven, que cuenta con 285 mil seguidores en su perfil de Instagram (@eatcleanok), se animó a publicar su manual, que ya es best seller, alentada por sus seguidores con el afán de inculcar hábitos para comer mejor. “Las recetas tradicionales siguen estando, pero más para el fin de semana, para compartirlo con toda la familia. Las comidas sanas son para nuestro día a día”.

 

Engstfeld, además, sostuvo que hay una conciencia cada vez mayor por lo que comen los argentinos, y un aumento de interés por saber cómo repercute en el organismo. A través de Instagram buscó innovar el concepto de comida saludable, mostrando los colores que hay en la mesa, como algo atractivo y vistoso.

 

Por su parte, Teodora Scoufalos, editora de "Eat Clean", afirmó que los libros de cocina alternativos marcan también un traspaso de la plataforma online a los textos tradicionales, porque atraen un nuevo público lector brindando un alcance que con anterioridad no existía, salvo por los grandes clásicos de la cocina, tales como los tradicionales de Doña Petrona.

 

“Yo viví el traspaso de los cocineros tradicionales a estrellas de televisión, y ahora el surgimiento de quienes se manejan por redes sociales. Me resulta interesante que dicho traspaso se vea acompañado por una nueva forma de alimentación”, afirmó la editora. Además, agregó que, gracias a estos nuevos autores, se logra desmitificar que comer bien es inaccesible, y no significa estar contando calorías.

 

A propósito, Scoufalosno dudó en afirmar que hay una evolución en los libros de cocina, acompañada de una revolución en el mercado: “El libro de Rocío es un best seller, fue automático, salió y se agotó”.

 

Las ediciones que promueven un nuevo tipo de alimentación en la Argentina no conllevan ningún tipo de rivalidad con las de cocina tradicional, ya que el público es muy distinto. “Quien compra un Pietro Sorba no es el mismo que compra Eat Clean”, agregó. A su vez, la editora de Editorial Planeta aseguró que hay una necesidad muy grande por parte de los usuarios de las redes sociales por tener un libro físico que respalde lo que consumen en ellas. “El éxito viene porque había mucha gente que lo esperaba. Rocío, además, tenía un recetario online que publicaba con preparaciones caseras que la gente quería tener en un papel. Con el libro en las calles, estas recetas llegaron también a un nuevo público”.

 

NUEVA TENDENCIA

Por otro lado, concluyó que las nuevas publicaciones que promueven un estilo de alimentación más saludable provenientes de las redes sociales son un suceso totalmente nuevo como lo fue años atrás el gran manual de la cocina argentina. “Doña Petrona fue un fenómeno. Se convirtió en un clásico para las madres y abuelas. La diferencia es que, hoy en día, casi cualquier cocinero del gourmet tiene su propio libro”.

 

La alimentación es fundamental dentro de la cultura de cualquier sociedad. Debe ser pensada como un hecho social complejo. La cocina tradicional se convirtió en un patrimonio social e histórico. La transformación de la cocina tradicional influyó de forma directa en los nuevos esquemas de alimentación y en la producción editorial gourmet, a tal punto que hoy en día todas las librerías cuentan con espacios dedicados a la gastronomía.

 

 

 

 

 

Enviando...
Comentarios
No se encontraron comentarios.

Facebook

Twitter