Cultura • Cobertura

Una cóctel de sabores y turismo

Del 1 al 4 de octubre se celebró en La Rural la 21° edición de la Feria Internacional de Turismo (FIT) de América Latina. Este año, el país invitado fue Ecuador, que exhibió toda su cultura ante la multitud que acudió al predio.

Martín Tiscornia @martintiscornia // Viernes 07 de octubre de 2016 | 17:22

Resaltar resumen
      
Enviar a un compañero/a
   
Imprimir
nota
   
Agrandar
Texto
   
Reducir
Texto
Cerca de 94 mil personas pasaron por La Rural.

Como todos los años, desde 1995, se llevó a cabo la FIT y, esta vez, más allá de la participación de todos los principales países de América Latina, el invitado de honor fue Ecuador. Año tras año hay nuevos stands y países que muestran todos sus encantos a las miles de personas que asisten. 

 

Para quienes buscaron cerrar sus vacaciones, lo pudieron hacer a través de las distintas agencias nacionales e internacionales. También se ofrecían escapadas para fines de semanas “XL”. Todo para viajar solo, en pareja, amigos o en familia.

 

Algunos de los premios de los sorteos eran:

• Mar del Plata, con estadía para una semana.

• Miramar, Córdoba, con estadía para cuatro días y una sesión spa para dos personas.

• San Luis, con una estadía para una semana.

• Punta del Este, con estadía para una semana.

• Punta del Este, con traslados y estadía para una semana y clases del golf.

• Turquía, con todo pago una semana.

 

La variedad gastronómica a nivel nacional e internacional era impresionante y de lo más variada en cada uno de los stands de los siguientes destinos: 

• Santa Fe, donde se degustaba su cerveza rubia.

• Rosario, que permitía probar el “auténtico amargo argentino“, una bebida alcohólica llamada Amargo Obrero acompañado por pomelo y hojas de stevia.

• Entre Ríos, que exhibía sus dos cervezas artesanales: una rubia a base de trigo y una negra a base de chocolate y café y también regalaban chocolates.

• La Rioja, que permitía probar sus aceitunas verdes, su pan casero con aceite, pasas de uva, vino blanco y bombones de nuez bañados con chocolate blanco y chocolate negro.

• San Juan, que invitaba a probar su cerveza roja artesanal y sus vinos. También regalaban remeras y gorras.

• Mendoza, que, como de costumbre, ofrecía sus vinos, jamón crudo y aceitunas.

• La ciudad mendocina de Godoy Cruz, donde regalaban botellas de medio litro de cerveza rubia artesanal “Andes”.

• Córdoba, que entregaba el auténtico fernet con gaseosa cola.

• Uruguay, que preparaba diversos tragos alcohólicos, entre ellos el daiquiri de frutilla.

• Perú, donde se comía una flauta, que es parecida a una empanada china y tiene puré de tomate y repollo blanco.

• Chile, que invitaba a probar el Calafate Sour, con pisco. También regalaban botellas metalizadas y guías para el turista.

• Guatemala, que invitaba a probar el café local solo o cortado con leche.

• Colombia, donde servían vasitos del auténtico café colombiano, bastante suave.

• Y Turquía, que entregaba, como es común en las ediciones de la FIT y de la Feria del Libro, su dulce típico encerrado en una cajita muy bonita.

 

LOS IMPERDIBLES

En el stand de Uruguay, la gente podía usar los famosos kangujump, que son unos zapatos con una suela especial que permite saltar más alto que con un calzado común. Se podían usar sin límite de tiempo, totalmente gratis e invitaban a realizar juegos y ejercicios para quemar algunas calorías.

 

En el stand de Córdoba se podía jugar a la ruleta apostando con caramelos. Si el número al que habías puesto las “fichas” era ganador, el premio era una remera de la provincia o colgantes de llaves con anotadores y lapiceras.

 

 

LOS DESTACADOS

Un food truck de la provincia de Salta ubicado estratégicamente a metros de la entrada principal. A cada hora se podían degustar las comidas y bebidas típicas y, respondiendo correctamente una pregunta, se podía ganar diversos premios, como gorras, botellas de vino blanco torrontés y estadías. También entregaban folletos para preparar cócteles.

 

En la anterior edición hubo masajes en un stand de Brasil. Este año en el de Tailandia, donde ofrecían masajes de diez minutos en todo el cuerpo. La particularidad de estos masajes es que también los hacen con los pies. Algunas personas que salían de esas relajantes sesiones no podían creer cómo les habían hecho elongar las piernas. Eso sí, había que sacarse el calzado, relojes, cadenas, celulares y todo lo que moleste. 

 

Enviando...
Comentarios
No se encontraron comentarios.

Facebook

Twitter